27.1 C
Caracas
domingo, 25 septiembre, 2022

¿Qué pasa con los trasplantes de órganos en Venezuela?

Las ONG humanitarias, como la Organización Nacional de Trasplantes de Venezuela, advierten sobre la urgencia de reactivar el programa de procura de órganos, paralizado desde junio de 2017

-

Caracas.- Un sorpresivo anuncio sobre la venta de un riñón en la plataforma de Facebook Marketplace generó reacciones en redes sociales durante los días de Semana Santa. La insólita oferta del órgano humano por un monto de 20.000 dólares, según lo detallado por el Ministerio Público, expuso una de las señales de la crisis económica que arrastra el país en los últimos años y, por otra parte, puso de manifiesto el panorama actual sobre los trasplantes en Venezuela, cuyo mecanismo -el Sistema de Procura de Órganos y Tejidos (Spot)- cumplirá cinco años paralizado el próximo mes de junio.

El 1 de junio de 2017, la Fundación Venezolana de Donaciones y Trasplantes de Órganos, Tejidos y Células (Fundavene), el ente encargado para tales procedimientos, informó sobre la paralización temporal del mecanismo al alegar fallas en el suministro de los medicamentos requeridos por pacientes trasplantados. 

Lo que en principio fue anunciado como una suspensión temporal devino en una dramática crisis de salud pública, de acuerdo con lo advertido por la vocera de la ONG Organización Nacional de Trasplante de Venezuela (Ontv), Lucila Velutini.  

La representante de la Ontv detalla que desde la paralización del Spot, con el ritmo registrado hasta 2013, aproximadamente 960 trasplantes se dejaron de realizar, 10% para niños, una situación con consecuencias mortales en los últimos dos años para quienes no pueden costear un trasplante en una clínica o centro de salud privado, en donde ese tipo de intervenciones, si se cumplen con todos las condiciones establecidas, puede costar al menos 70.000 dólares.

La paralización del Spot puso en pausa el programa de donación de órganos correspondiente a fallecidos, es decir, personas diagnosticadas con muerte encefálica consideradas como donantes, de acuerdo con la Ley sobre Donación y Trasplante de Órganos, Tejidos y Células, según destacó Velutini a El Pitazo.

«Esos trasplantes se encuentran paralizados desde 2017. Actualmente no existe un programa de procura de órganos y tejidos, lo que elimina esos procedimientos en hospitales públicos; la realización de un trasplante entre personas vivas solo se puede hacer actualmente en un clínica y eso no lo pueden costear la mayoría de las personas que necesitan de un trasplante», explicó Velutini vía telefónica. 

Además de las dificultades para la distribución pública y adquisición de medicamentos de alto costo -inductores e inmunosupresores- que requieren las personas trasplantadas de por vida, la precariedad y carencias de los centros de salud públicos, agudizadas ya desde antes de 2017, son otros de los obstáculos y retos que deben afrontar las autoridades gubernamentales al momento de plantearse la reactivación del Spot.

«Es urgente que se reactive el programa de trasplantes pero para que eso suceda debemos tener hospitales completamente equipados. Hablamos de centros de salud en todo el país que no cuentan con laboratorios, con rayos equis ni con quirófanos aptos para trasplantes, de ahí la urgencia de que quienes tienen la posibilidad de actuar desde el Gobierno, lo hagan cuanto antes», destacó Velutini. 

En Caracas, el Hospital de Niños J.M. de los Ríos es uno de los centros nacionales afectados por la paralización del Spot. En lo que va de 2022, de acuerdo con un seguimiento de la Ontv, cinco menores de edad engrosaron la lista de fallecidos en la espera de un trasplante.

«Es muy duro, por eso pedimos que nos ayuden a llevar el mensaje de urgencia y entender que se trata de un problema de salud pública, más allá de la labor de las ONG como la Ontv, que suman conocimiento y acompañamiento para pacientes y personas trasplantadas, pero que no es suficiente», resaltó Velutini.

En febrero, la propia Ontv y la ONG Prepara Familia informaron sobre el fallecimiento de Ángel Céspedes, un paciente adolescente en espera de un trasplante en el área de Nefrología del J.M. de los Ríos. 

En la ciudad capital y en el interior del país las protestas de pacientes renales que dependen de tratamientos de diálisis son usuales ante la precariedad de los servicios básicos como agua y electricidad, una realidad que, según las peticiones y advertencias de las ONG vinculadas con la acción humanitaria en el país, debe ser un punto de discusión en las negociaciones políticas que retomen el gobierno de Nicolás Maduro y la oposición. 

«Se les han enviado comunicaciones al Ministerio de Salud, a la Defensoría del Pueblo, a la propia Fundavene; hemos pedido que esta situación sea discutida en la negociación política en México, porque es un asunto de suma importancia. Son muchas las personas que han fallecido, sobre todo niños -más de 69-, en la espera de un trasplante. Desde la paralización del Spot, se han dejado de realizar unos 960 trasplantes, una cifra alarmante», destacó Velutini. 

A propósito de la sorpresiva oferta de la venta de un riñón mediante Marketplace, Velutini alertó sobre los riesgos que implica una acción como esa, tipificada como comercio de órganos, penada en la ley vigente desde 2011

«Existen muchas formas legales y no peligrosas de obtener dinero sin arriesgar la vida y la libertad. Hay que recordar que en el caso de las donaciones entre personas vivas, según lo establecido en la ley, una de las condiciones es el grado de consanguinidad entre los donantes. Hablamos de intervenciones para las que son necesarias diversas pruebas médicas, personal calificado e instalaciones adecuadas. Los riñones de niños no sirven para adultos, por ejemplo, porque debe haber concordancia antropomórfica», explicó Velutini. 

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a