18.7 C
Caracas
lunes, 24 enero, 2022

¿Quién es Piedad Córdoba, la exsenadora colombiana que podría ser extraditada a EE. UU.?

La excongresista ha sido calificada como “madrina” de Álex Saab y se le atribuye que gracias a ella, el empresario pudo tener contactos de altos nivel en el gobierno venezolano

-

La situación actual de la excongresista Piedad Córdoba podría complicarse, según advirtió el gobierno colombiano por el escándalo del polémico empresario Álex Saab y su supuesta cercanía con la exparlamentaria, donde ella fungía como intermediadora entre el empresario colombiano y el gobierno venezolano. Esto quedó plasmado en un documento que asambleístas ecuatorianos entregaron al presidente Iván Duque.

En ese sentido, el ministro de Justicia, Wilson Ruiz, aseguró a la revista Semana que Córdoba podría ser extraditada si uno de los países que tenga una investigación en su contra así lo disponga y eleve formalmente esa petición sobre la excongresista.

En declaraciones en la casa de Nariño, al ser consultado nuevamente con la siguiente pregunta: ¿En consecuencia ella (Piedad Córdoba) podría ser extraditada?, Wilson Ruiz respondió inmediatamente: “Sí, claro que sí. Si un país lo solicita, claro que sí”.

- Advertisement -

Córdoba ha sido calificada como “madrina” de Álex Saab y se le atribuye que gracias a ella, el empresario pudo tener contactos de altos nivel en el gobierno venezolano, según se explica en el libro «Alex Saab: La verdad del empresario que se hizo multimillonario a la sombra de Nicolás Maduro», del periodista Gerardo Reyes. La exsenadora ha mantenido una relación armoniosa con los gobiernos de Chávez y Maduro.

Pero, ¿quién es ella? Es una abogada y política colombiana, nacida en Medellín el 25 de enero de 1955. Desde la adolescencia inició su trabajo social y político en las comunidades de su ciudad natal Medellín, vinculada al Partido Liberal. Actualmente es la líder del movimiento Poder Ciudadano Siglo XXI, perteneciente al ala izquierda de este partido político.

Inicios

Se graduó como abogada en la Universidad Pontificia Bolivariana de Medellín, obteniendo posteriormente sus títulos de Especialista en Derecho Laboral y Desarrollo Organizacional en la misma universidad, y Especialista en Opinión Pública y Mercadeo, en la Pontificia Universidad Javeriana (Bogotá).

Entre 1984 y 1986 ocupó su primer cargo público como subcontralora municipal de Medellín. En 1986 fue nombrada Secretaría Privada del alcalde de Medellín, un cargo del gabinete municipal que la convirtió en la mano derecha del alcalde durante los dos años que estuvo al frente de la administración.

En 1988 obtiene su primer cargo de elección popular como edil y después es elegida concejala de Medellín para un periodo de dos años. Tras la revocatoria del Congreso en 1991, se presenta como candidata a la Cámara y obtiene un escaño por su departamento para el bienio 1992-1994. En 1994, el senador William Jaramillo anuncia que no buscará la reelección y Córdoba se convierte en la heredera de su corriente política, siendo elegida senadora de la República por primera vez para el periodo 1994-1998.

Consolidación y trabajo legislativo

En 1998 obtiene la reelección como senadora, y en este periodo legislativo agrega a sus temas típicos de debate (minorías, madres comunitarias) el tema de la solución negociada del conflicto armado, por lo cual llegó a ser secuestrada por orden del líder de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), Carlos Castaño, en 1999. Luego de varias semanas fue liberada del cautiverio, y decide exiliarse junto con su familia en Canadá. Después del exilio, retorna al país para continuar con su trabajo político, pero resulta víctima de dos atentados de los que sale ilesa, y decide entonces que sus hijos residan permanentemente en Canadá.

Para las elecciones de 2002, alcanza a renovar su escaño, obteniendo por primera vez una votación significativa en Bogotá.

Hizo parte de la comisión séptima del Senado, que trata asuntos laborales y de protección social. Fue delegada ante el Parlamento Latinoamericano. Fue igualmente miembro y Presidenta de la Comisión de Derechos Humanos del Senado y de la Comisión de Paz. Como congresista ha impulsado proyectos en beneficio de la participación democrática las madres comunitarias, mujeres cabeza de hogar, comunidad afrocolombiana y comunidad LGBT.

Hace parte del grupo interparlamentario poblacional por medio del cual se impulsan políticas públicas en salud sexual y reproductiva.

Conflicto armado interno

A finales de 2007 fue nombrada mediadora por el gobierno para lograr la liberación de secuestrados por la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarios de Colombia (Farc).

En 2008, junto al fallecido presidente Hugo Chávez, logró la libertad de un grupo de políticos. A principios de febrero del año 2009, Córdoba consiguió junto al grupo Colombianos por la paz, liderado por ella, la liberación de seis rehenes en poder de las FARC, incluidos los dos últimos funcionarios políticos de alto perfil mantenidos en cautiverio por el grupo insurgente y cuatro miembros de la fuerza pública. Córdoba es una de las principales defensoras de una solución política negociada al conflicto que ha vivido Colombia en las últimas décadas.

Inhabilitación política

El 27 de septiembre de 2010, la Procuraduría General de Colombia decidió destituir a Piedad Córdoba de su cargo como senadora y la inhabilitó por 18 años para ejercer oficios gubernamentales.​ El fundamento del procurador Alejandro Ordóñez sobre esta sanción se debió a las supuestas pruebas de vínculos con las FARC.

No obstante, en 2016, la sección segunda del Consejo de Estado tumba la sanción disciplinaria que pesaba en su contra.

Córdoba entró a la carrera presidencial en 2017, pero​ el 9 de abril de 2018 anunció su retiro de la carrera por la casa de Nariño.

Con información de El Colombiano y El Tiempo

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.

Ayúdanos a cubrir todo el país
Hazte Superaliado/a