Vargas | Vecinos y especialistas advierten estado crítico de canalización de río Camurí Grande

Ingenieros del Instituto de Mecánica de Fluidos de la Universidad Central de Venezuela (UCV) y residentes de la zona de la parroquia Catia La Mar denuncian el estado de deterioro de la canalización tras las lluvias registradas el pasado 28 de agosto

153
A lo largo de la estructura construida para minimizar el riesgo de desbordamiento del río Camurí Grande en Naiguatá es evidente el deterioro por la falta de mantenimiento Foto: cortesía Vecinos Camurí Grande

La Guaira.- Las imágenes de la crecida y desbordamiento del río Camurí Grande en la parroquia Naiguatá, al este del estado Vargas, se hicieron virales el pasado 28 de agosto. Unas lluvias torrenciales mostraron la furia del río y recordaron lo vivido en el litoral central en 1999.   

Mes y medio después de esta tormenta, vecinos de Camurí Grande y especialistas del Instituto de Mecánica de Fluidos de la Universidad Central de Venezuela (UCV), denuncian el fuerte deterioro de las obras de minimización de riesgo, que convierten a la cuenca de Camurí Grande en un potencial peligro, para residentes cercanos, incluyendo un club recreativo y la sede de la Universidad Simón Bolívar – Litoral.  

A lo largo de la estructura construida para minimizar el riesgo de desbordamiento del río Camurí Grande en Naiguatá es evidente el deterioro por la falta de mantenimiento Foto: cortesía Vecinos Camurí Grande

«La canalización del río Camurí Grande se encuentra en estado crítico. Se observan traviesas colapsadas y taludes de la canalización en peligro de colapsar por erosión al pie de las mismas. El flujo esta escurriendo por debajo de las traviesas y por debajo del pie de los muros laterales, contribuyendo a erosionar y lavar el material de relleno que le sirve de soporte a estas estructuras. Se necesita una intervención urgente», explica el ingeniero José Luis López, vocero del Instituto de Mecánica de Fluidos de la UCV y quien se ha dedicado, como investigador, a analizar el proceso de construcción y mantenimiento de cuencas post 1999 y quién realizó un supervisión in situ el pasado 21 de septiembre.    

 

Sin el conocimiento técnico de López, pero coincidiendo con su advertencia, los vecinos de Camurí Grande saben que la canalización del río «no está bien».   

«Esas losas están rotas. Un niño cabe por allí. Ellas estaban deterioradas, pero las lluvias de agosto las terminaron de dañar. Las autoridades tienen que venir a atender esto y no esperar que venga otra crecida y lamentar las consecuencias», relata una residente del sector Camurí Grande, que no desea ser identificada.    

Los residentes y especialistas, señalan que el deterioro obedece a la falta de mantenimiento y a la construcción de pasos vehiculares para la empresa Minería Industrial y Agregados de Vargas (Minavargas), definida como una empresa arenera y cantera socialista que es operada conjuntamente por la gobernación del estado Vargas y Pdvsa, que opera desde hace siete años en la cuenca de Camuri Grande.   

Quienes viven o laboran en las riberas del río Camurí Grande piden a las autoridades acciones para evitar un daño mayor | Foto: cortesía Vecinos Camurí Grande

«Estas intervenciones modifican el cauce y la fuerza del agua. De hecho, la inundación que sufrió la Universidad Simón Bolívar, el 28 de agosto, fue causada por este terraplén, ya que las alcantarillas no tenían capacidad para dejar pasar la creciente, por lo que el flujo se desbordó por su margen izquierda. Posteriormente al aumentar la creciente, el flujo le pasó por arriba destruyendo el terraplén y la batería de alcantarillas, que fueron arrastradas y depositadas en el lecho de la canalización aguas abajo», señala López, al señalar los tubos que quedaron a lo largo de la canalización, al ser arrastrados por la crecida. 

 «Nosotros le pedimos a las autoridades que vengan y se den una vuelta por el río. No puede ser que todo lo que produce la cantera no quede algo de dinero para mejorar la canalización y darnos seguridad», expone María Garrido, vecina de los bloques de Camurí Grande.    López refuerza la urgencia. «La situación de Camurí Grande amerita respuestas inmediatas. Se requieren medidas urgentes para preservar la infraestructura hidráulica y proteger a la población.

El colapso total de algunas de estas obras pudiera producirse de no tomar medidas urgentes para reparar los daños en las mismas», concluyó el especialista. 

Miles de venezolanos en las zonas más desconectadas de nuestro país visitan diariamente El Pitazo para conseguir información indispensable en su día a día. Para muchos de ellos somos la única fuente de noticias verificadas y libres de parcialidades políticas.

Sostener la operación de este medio de comunicación independiente es cada vez más caro y difícil. Por eso creamos un programa de membresías: No cobramos por informar, pero apostamos porque los lectores vean el valor de nuestro trabajo y contribuyan con un aporte económico que es cada vez más necesario.

Forma parte de la comunidad de Superaliados o da un aporte único.

Asegura la existencia de El Pitazo con una contribución monetaria que se ajuste a tus posibilidades.

HAZTE SUPERALIADO/A

Es completamente seguro y solo toma 1 minuto.